Espacio de Crecimiento Mutuo

Les doy la bienvenida a todos los que por curiosidad o de la mano de objetivos claros, han llegado por aquí, en la búsqueda de más caminos que lleven al bienestar. Pues de eso se trata, de hacer camino. No hay recetas mágicas ni la misma receta es aplicable para todos. Lo único que si es aplicable para todos es que, la búsqueda nunca termina, todos estamos aprendiendo cada día algo que nos puede otorgar el bienestar y que podemos compartir generosamente con los demás. Luego cada uno lo adoptará y/o lo adaptará a sus necesidades. Gracias por confiar y gracias por seguir enseñándome cada día!!!

María del Carmen Blanco

Me gusta la idea de publicar estas entregas para que sea una ventana de entrada a una mano extendida y a su vez extender la mia para quien la pueda necesitar. Los temas irán variando de acuerdo a las vivencias que traiga el día a día y de acuerdo a los gustos que ustedes plantéen. Me gustaría conectar a través de mi blog con personas o instituciones que deséen sumar herramientas para fomentar la salud, en mente, cuerpo y espíritu. Con respeto, autocrítica y responsabilidad. El objetivo principal en el correr de este año apunta al crecimiento personal y comunitario. A trabajar entonces y sobre todo disfrutar del camino! Porque esa es la recompensa!

La gota en la piedra

A menudo las personas que consultan por tratamientos me preguntan luego de la primera cita- “ que debo notar a partir de hoy?” Ante la necesidad de ver un cambio radical en su cuerpo. Y mi respuesta es: -“ debes comenzar a sentir la convicción de que empezaste a andar por un camino de cambios que comienza por ti mismo”. Puede resultar muy Zen o muy simbólico, pero es la verdadera misión en cualquier camino de cambio que decidamos hacer en nuestra vida. Cada proceso de cambio merece y necesita una serie de transformaciones que tienen un tiempo y un espacio. Y todas, absolutamente TODAS, comienzan desde dentro hacia afuera. Cuando vayas a un terapeuta ( de la terapia que sea) para que el o ella haga el cambio en ti y en una sesión, mejor no vayas. Cuando entiendas que plantaste la semilla de la decisión y el poder de transformar lo que sea, desde tu interior, acude firme y convencido que vas por el buen camino y solo llegarás a dar con las mejores herramientas. Cómo la gota que cae sobre una piedra cada día, hasta formar un cenote. Namasté